FANDOM


El sr. Monk y el empleado del mes
Empleado
Información
Número de episodio: 3.07 (36)
Título original: Mr. Monk and the employee of the month
Guionista: Ross Abrash
Director: Scott Foley
Duración: 43 min. (aprox.)
Fecha original de emisión: 02/08/2004
Episodio anterior: El sr. Monk y la pastorcilla mentirosa
Episodio siguiente: El sr. Monk y el programa concurso

El sr. Monk y el empleado del mes es el séptimo episodio de la tercera temporada de Monk.

ArgumentoEditar

A primera hora de la mañana, Edna Coruthers llega al supermercado en el que trabaja, Mega-Mart. Encuentra una nota que le pide que vaya al almacén de carga. Cuando llega allí, alguien arranca una carretilla elevadora y carga contra ella. Edna grita y echa a correr. La carretilla empuja una estantería, ocasionando que un televisor de pantalla plana caiga sobre ella y la mate.

Monk y Sharona llegan al lugar, donde Stottlemeyer admite creer que todo se trata de un accidente laboral. Sharona conversa con Disher, y este le informa de que tiene una nueva novia, Crystal. Sin embargo, ni el capitán ni nadie la ha visto nunca, y Sharona asume que la chica es imaginaria.

En lo referente al caso, Stottlemeyer explica que el jefe de seguridad de la tienda, Joe Christie, llamó a la policía porque sospechaba juego sucio. Sin embargo, Monk y Stottlemeyer no están dispuestos a creerle. Christie fue una vez un detective del cuerpo (y excompañero de Adrian), pero se le acusó de haber robado cocaína confiscada de la sala de pruebas. Como consecuencia, un traficante de drogas quedó en libertad, y posteriormente disparó y mató a dos policías en una parada de tráfico rutinaria. Stottlemeyer no se molesta en ocultar su desprecio hacia Christie, y Monk también se siente incapaz de trabajar con él.

De acuerdo con el mánager, Edna era la empleada del mes desde hacía un año. No tenía enemigos, pero recibió tres quejas anónimas en el último mes. Aun así, todos deciden dejarlo pasar.

Un mes después, sin embargo, Monk está montando un puzle en casa de Sharona cuando recuerda algo de las cartas de queja: fueron enviadas de diferentes direcciones, pero los sellos encajan entre ellos. Esto significa que fueron arrancados de la misma tirada, y que el remitente era la misma persona. Alguien tenía manía a Edna.

Renuente, Monk se reencuentra con Christie, quien se ofrece a contratarle para investigar. Monk sabe que no puede merodear por el supermercado sin levantar sospechas, así que Christie le permite ir de encubierto (como un empleado). Christie informa al detective acerca de los otros trabajadores: Ronnie y Morris, dos amigos mentecatos; el mánager Brent Donovan; y Jennie Silverman, la mejor empleada después de Edna, que declinó una oferta por parte de otro supermercado.

Mientras conversan, Christie sigue insistiendo en que él no robó las drogas, pero Monk no le cree. Durante una sesión con el doctor Kroger, Monk confiesa tener dudas. El psiquiatra le dice que, en última instancia, es él quien debe decidir si confía o no en alguien.

Un día, Monk se da cuenta de que Jennie está cobrando a un par de hombres que han comprado palas y brocas. El detective nota que la empleada teclea la información en la caja registradora sin que los hombres se la den (lo que indica que les conoce). Ronnie menciona que esos mismos hombres le pegaron una paliza una semana atrás, cuando le pillaron fuera de la tienda.

Aunque al principio se siente incómodo, el perfeccionismo innato de Monk pronto le convierte en otro empleado modelo. Examinando la tabla de rendimientos, Donovan informa a Jennie de que le ha salido competencia.

Esa tarde, Monk hace horas extras para organizar las cajas de zapatos. De pronto, alguien le golpea en la cabeza y le deja inconsciente. Cuando despierta, el supermercado está cerrado, y un rabioso perro guardián corre a atacarle.

Mientras tanto, Sharona se reúne con Christie en un restaurante, donde han quedado también con Monk. Ambos intercambian algunas anécdotas sobre el detective y se preguntan por qué se habrá retrasado.

Monk huye del perro por los pasillos de la tienda. Se encierra a sí mismo en una cabina y llama a Sharona por teléfono. Antes de que pueda decir nada, el perro reaparece. Escuchando los ladridos, Joe y Sharona corren hacia la tienda.

Justo cuando el perro va a abalanzarse sobre Monk, Christie aparece y distrae al animal, encerrándole tras una puerta cerrada con llave.

Dispuesto a creer por fin que Joe es inocente, decide examinar las pruebas. Al mirar las fotos del almacén en el que deberían estar las drogas, Monk nota que una bicicleta tiene un componente añadido. El registro muestra que la bicicleta fue vendida al día siguiente, en una subasta de la policía. La compradora fue la encargada de la sala de pruebas, Clara Toplyn.

La policía rodea la casa de Clara y encuentra restos de cocaína en el cuadro de la bicicleta. Clara es arrestada, y Stottlemeyer ofrece a Joe sus más sinceras disculpas. Joe da las gracias a Monk, quien le recuerda que todavía tienen un caso que resolver.

Durante una reunión de la plantilla de Mega-Mart, Jennie es nombrada "empleada del mes". Monk examina la tabla de rendimiento y se da cuenta de que Edna habría sido empleada del mes, de no haber sido asesinada. Por increíble que parezca, este es el motivo por el que Jennie mató a Edna.

Monk y Christie revisan los premios que ha ganado Jennie, pero no parece que valga la pena matar por ninguno de ellos. El último de los privilegios es una plaza de aparcamiento especial. Al salir a la calle para comprobarlo, Monk recuerda que la furgoneta de Jennie siempre roza el badén del aparcamiento al final del día. Sin embargo, nunca lo roza por la mañana.

Además, Joe explica que hay una alcantarilla que pasa por debajo de la plaza de aparcamiento. Monk se da cuenta de que Jennie y sus dos cómplices están cavando un túnel hasta la cámara acorazada de un banco cercano.

Justo entonces, se escucha una explosión apagada: han volado la cámara. Joe llama a la policía, mientras Monk se precipita al supermercado y alcanza un rifle de la sección de deportes. Cuando Jennie se dispone a salir del aparcamiento con todo su botín, Monk pasa el arma a Christie. Este apunta a las ruedas de la furgoneta e impide huir a los ladrones. La policía llega y los arresta.

Joe es readmitido en el cuerpo de la policía. Da las gracias a Monk, y le asegura que él será el siguiente. En ese momento, llega Randy y pide a todos que miren por la ventana (ya que, en la calle, Crystal está despidiéndose de él desde un taxi). Todos se burlan del teniente, tomándole por un patético fracasado.

Sin embargo, Crystal es real, y es cierto que está despidiéndose de Randy desde el taxi.

Personajes y repartoEditar

Enlaces de interésEditar

Otros idiomasEditar

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar